Es curioso que, en un mundo occidental dominado por el cristianismo y el catolicismo, haya una escultura en honor a Satanás en un lugar emblemático. Pero así es, y el ejemplo lo tenemos en Madrid. Es la Fuente del Ángel Caído, la escultura en honor al anticristo en el Parque del Retiro.

Algunas de las grandes obras que han pasado a la historia de la humanidad han tenido una temática religiosa, cristiana. Es el caso, por ejemplo, de la Capilla Sixtina en El Vaticano, uno de los lugares más visitados en el mundo. Eso hace más sorprendente a la Fuente del Ángel Caído en el Parque del Retiro, cuya historia vamos a contarte a continuación.

Historia de la Fuente del Ángel Caído

Para conocer el origen de esta fuente, tenemos que viajar hasta la Roma del siglo XIX. Allí, en 1877, el escultor madrileño Ricardo Bellver, inspirado por unos versos de John Milton en «El paraíso perdido», realiza en yeso una obra llamada «El Ángel Caído». Tan sólo un año después, en 1878, y ya en Madrid, Bellver gana con su obra la Medalla de Primera Clase en la Exposición Nacional de Bellas Artes.

Ese mismo año, el Estado compra su obra por un total de 4.500 pesetas (el equivalente -que no, porque la vida hoy es mucho más cara- a unos 27 euros) y la envía a París, donde se celebraba la Exposición Universal. Había un problema, y es que en esa EXPO sólo se aceptaban obras de mármol o bronce, por lo que se decide fundirla en París y que pudiese participar como cualquier otra escultura.

exposición universal parís 1878
Panorámica del recinto donde se celebra la Exposición Universal de París en 1878 – Imagen: Wikipedia

Tras la finalización de la EXPO, la escultura del Ángel Caído regresa a España y se expone en el Museo Nacional. En 1979, el director de este museo, Benito Soriano Murillo, propone que esta escultura debía ser expuesta al aire libre, para disfrute de los ciudadanos.

Según Soriano, por lo atrevido de su composición, su original actitud y la materia en la que había sido fundida, encerrada en un museo no se podía apreciar todas sus cualidades, por lo que era mejor que estuviese en un lugar abierto. Esta decisión también ayudaría a la iniciación de los ciudadanos a la apreciación del arte.

Traslado de la escultura al Parque del Retiro

Los motivos que dio Soriano Murillo convencieron a las autoridades y regalaron la escultura al Ayuntamiento de Madrid. Ahora faltaba encontrarle una ubicación, y se decidió que se instalaría en el Parque del Retiro, en el lugar que ocupaba anteriormente la Fábrica de Porcelanas de la China.

Aunque pueda parecer que fue un proceso rápido, la instalación de la Fuente del Ángel Caído realmente llevó cerca de seis años. El pedestal sobre el que se colocaría la escultura fue encargado a Francisco Jareño, arquitecto responsable del Ministerio de Fomento. La obra en su conjunto se inauguró finalmente en 1885.

fuente del ángel caído parque del retiro madrid
Escultura del Ángel Caído en el Parque del Retiro – Foto: Ayuntamiento de Madrid

Evidentemente, esta operación se encontró de frente con la opinión pública. Primero, por la temática de la escultura, no era «lógico» instalar una obra dedicada al maligno. Y segundo, por su ubicación. Aunque allí había estado instalada la antigua fábrica de porcelanas, en época de los Austrias había estado instalada la ermita de San Antonio Abad o San Antón.

A pesar de las protestas, el duque de Fernán Núñez continuó con la operativa, donó 11.000 duros de la época y se salió con la suya. Es en el actual Paseo de Fernán Núñez donde está instalada la fuente.

Curiosidades de la Fuente del Ángel Caído

El conjunto de la fuente y la escultura tiene unas dimensiones aproximadas de 10 metros de largo, 10 de ancho y 7 de alto, de los cuales 2,5 corresponden a la propia escultura. Esta escultura simboliza un ángel en el momento de su caída sobre un tronco. Este ángel lleva una serpiente enroscada en la pierna y su cara muestra un gesto negativo, de odio, dolor o humillación.

La base de la escultura es de forma octogonal, con ocho caras de ocho monstruos o demonios por las que sale el agua. Un pequeño ajardinamiento que embellece el entorno rodea la fuente, formando uno de los monumentos más peculiares y visitados en el Parque del Retiro.

caras fuente del ángel caído
Detalles de la base de la fuente del Ángel Caído – Foto: Lugares con historia

¿Una escultura única en el mundo?

Dice la leyenda, que la escultura está situada a 666 metros sobre el nivel del mar. Como ya sabrás, el 666 es el número del diablo. Pero sí, esto parece más una leyenda que una realidad, ya que el Observatorio de Madrid está a unos metros de allí y tiene una placa que dice que el edificio está a 656,8 metros sobre el nivel del mar. En el caso de estar realmente a 666 metros sobre el nivel del mar, hay que destacar que buena parte de nuestra ciudad lo está.

Por otro lado, hay quien piensa que este monumento dedicado a Satanás es el único en el mundo con este motivo. Esto no es realmente así, de hecho, no es ni siquiera en único en España. En Tenerife podemos encontrar otro monumento al Ángel Caído. Si viajamos al extranjero, en Turín encontraremos el Monumento al Traforo de Frejus, otro monumento dedicado al diablo.

Síguenos en Facebook (Madrid Culture Magazine) y Twitter (@MadridCultureM1) para enterarte de todo el ocio, cultura e historia de Madrid.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *